Desacostumbrarse


  
Hoy encontré un video en una red social de una pareja bailando en la acera de un restaurante en plena luz del día. La música, la pasión, el talento de esta pareja me dejó con la boca abierta y muy admirado. Aunque estaba hipnotizado viéndolos casi fundirse al ritmo del tango, no pude evitar ver unos cuantas personas ignorándoles y pasando junto a ellos sin notarlos. (dar click en el link al final del post si quieren verlo).

Estas personas que no se admiraban de verlos seguro eran vecinos, personas locales o incluso empleados del restaurante que seguro miran esto a diario y están ya acostumbrados. Ya no les asombra, ni les impresiona y mucho menos les interesa. 

Esto no es nuevo. Nos puede pasar a todos con muchos aspectos de nuestra vida. De hecho a diario veo caminar gente por la playa con la mirada al suelo o peor aun, al celular, mientras a un costado está bajando el sol y el mar empieza a reflejar en sus aguas cristalinas los diferentes colores que ese día Dios ha escogido pintar el cielo en un último aliento antes de invitar a la luna y las estrellas a cubrirnos. 

Así mismo en estaciones de tren en esas grandes ciudades, violinistas regalando su música, en peatonales artistas exponiendo sus dones por unas monedas, en nuestras propias casas, nuestros hijos derrochando su talento y su amor al mostrarnos un dibujo, pero estamos muy ocupados, muy apresurados para notarlo o peor aun, ya estamos acostumbrados.
No es bueno acostumbrarse. No es sano tomar las cosas por dadas. Volvamonos niños de nuevo, que podamos reír del mismo chiste 20 veces. Que podamos jugar el mismo juego incansablemente. Que nos asombre el arco iris, la luna, el sol, el aire. Que nos emocione un beso de nuestros hijos, una llamada de un ser querido. Que paremos la prisa y contemplemos cada atardecer y cada regalo que nos encontramos, como esa pareja bailando en la acera.
Desacostumbremonos de ser bendecidos.

Pareja bailando tango

Acerca de Honduras Positiva

Honduras Positiva nace con el deseo de ser una opción donde encontrar pensamientos llenos de optimismo y esperanza. No se limita a solo autores hondureños, aunque muchos escritos son míos y como orgulloso catracho los he agregado y decidido compartir. También todas las fotografías que aleatoriamente cambian en la portada son propias, tomadas en mis diferentes viajes por nuestra bella Honduras. Espero lo disfruten. Fernando
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s