Estar aquí fue tu decisión


Cuantas veces nos quejamos por la situación en que nos encontramos, los problemas que tenemos, los malos ratos que pasamos? También cuantas veces gozamos y nos alegramos por las buenas noticias que recibimos, los problemas que logramos resolver, los buenos momentos que disfrutamos? Cómo le llamamos a todas esas circunstancias?  Suerte, bendiciones, cosas del destino?  Quien decidió que nos pasaran? Por que a nosotros? Está realmente nuestro destino ya escrito, marcado y somos solamente títeres esperando que nos llegue lo que ya está decidido nos va a pasar?

Recientemente me encantó e hizo reflexionar una parte de la película “127 horas” (historia de la vida real de Aron Ralston que si no han visto, se las recomiendo), donde el actor principal, con su brazo atrapado en una roca lejos de toda civilización, ya sin fuerzas y casi deshidratado, medita sobre como llegó a ese punto, a ese lugar, en ese momento. El medita como cada movimiento anterior a ese día lo llevó hasta ahí, mientras la roca, sin haberse movido en miles de años lo estaba esperando. Al final el se desprende de su brazo atrapado y lo deja ahí en la roca, logra escapar y sobrevive.

Será que nosotros estamos ya caminando y dando pasos cada día para encontrarnos con esa roca que nos atrapará? Será que no importa el camino que tomemos igual llegaremos a esa roca? Que haremos al estar atrapados? Seremos capaces de desprendernos de la parte de nuestro cuerpo que nos inmoviliza?

Yo me niego a creer que yo no tengo voz ni voto sobre mi futuro y que mi destino esta marcado ya desde que nací. Me niego a creer que no importa lo que haga, pararé siempre en el mismo lugar.

Creo que hay miles, millones, incontables caminos que puedo tomar y cada uno de ellos me llevará a donde me merezco estar. Las decisiones que tomo a diario marcan la manera en que caminaré estos senderos, que muchas veces por cierto nos llevan al mismo destino, pero es que lo que nos cuesta entender es que no es el destino lo importante sino el camino que tomamos. La vida no es llegar a esa meta, a ese lugar, a esa situación que nos propusimos, pues cuando llegamos entonces que? Se acaba ahí la vida?  Seguro que al llegar nos fijaremos un nuevo destino, una nueva meta y entonces al llegar que de nuevo?  Como lo dijo John Lennon “La vida es lo que pasa mientras nos ocupamos haciendo otros planes” (Libre traducción de “Life is what happens while you´re busy making other plans”).

Lo que si es interesante es que solemos dar crédito a lo que nos pasa a la suerte. Muchas veces me han llamado “suertudo” pues realmente suelen ocurrirme cosas maravillosas. Igualmente cuando algo malo ocurre, sobra que te diga “que mala suerte”.  En lo personal no creo en la suerte, creo que quien inventó esa palabra realmente es un fracasado incapaz de dar crédito ni hacerse responsable de sus actos.

Yo creo, amigos, que estar aquí fue mi decisión, no fue un golpe de suerte (ni mala, ni buena).  También creo que me merezco estar donde estoy (esté bien o mal) pues si es cierto que pude haber recibido ayuda de alguien no puedo decir que es culpa de esa(s) persona(s). Lo mejor de todo es que si no me gusta donde estoy, pues es mi decisión cambiar y dirigirme a otro lugar, pero lo mas importante es disfrutar el camino, pues no se si llegaré a mi destino, pero si estoy seguro que puedo morir intentándolo y si eso pasa quiero irme satisfecho, feliz y con una sonrisa.

 

Acerca de Honduras Positiva

Honduras Positiva nace con el deseo de ser una opción donde encontrar pensamientos llenos de optimismo y esperanza. No se limita a solo autores hondureños, aunque muchos escritos son míos y como orgulloso catracho los he agregado y decidido compartir. También todas las fotografías que aleatoriamente cambian en la portada son propias, tomadas en mis diferentes viajes por nuestra bella Honduras. Espero lo disfruten. Fernando
Esta entrada fue publicada en Fernando García, Motivacional. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Estar aquí fue tu decisión

  1. Tyana Diaz dijo:

    En nuestro diario vivir tomamos miles de decisiones y por insignificantes que estás sean , pìenso que tienen una influencia directa en nuestro porvenir. Yo tampoco creo en que mi futuro está marcado , pero si creo fervientemente en el Karma, y tarde o temprano, todo lo que uno siembra , se cosecha… es ley de vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s